sábado, 16 de abril de 2011

Día 1: primera parada, Santander

Nuestra primera etapa iba a ser de paso. Yo había estado muchas veces en Santander. Al ser una de las zonas de playa más cercanas a nuestra ciudad, Valladolid, muchas familias se venían aquí de veraneo.

El autocar que nos llevó hasta allí fue por la nacional (N-611), todavía no estaba construida la autovía que ahora une Pucela con Santander. Lo malo de este trayecto es que se tarda más tiempo y hay innumerables curvas, pero el paisaje que se ve siguiendo el cauce del río es precioso, con árboles que cubren toda la ladera de la montaña y que incluso salen de paredes verticales en la roca.

De camino a Santander (la autovía) De camino a Santander

Llegamos a la hora de comer, con nuestros bocatas listos para ser devorados. Pero primero queríamos hacer el check-in y dejarlo todo en la habitación.

Después de comer salimos a comprar algunas cosas al LUPA (cadena de supermercados que abunda por esos lares) para comer en Roma, ya que la mayoría de días comeríamos por el camino. Teníamos el presupuesto ajustado, pero muy ajustado...

Ayuntamiento de Santader

Pasado un rato, fuimos a dar un paseo por el casco viejo de la ciudad. No nos queríamos alejar demasiado del centro (la playa estaba a algo más de media hora de donde estábamos) así que dimos un paseo por el puerto, vimos el ayuntamiento, la Catedral ... un paseo tranquilo y agradable.

Catedral de Santander

No nos fuimos tarde a casa, para estar bien descansados para el día siguiente. ¡Roma nos esperaba!

A continuación os dejo un mapa con los lugares que visitamos durante ese día.

Si queréis ver el mapa en otra pestaña haced clic aquí.


Si os ha gustado la entrada compartidla en las redes sociales y dejadnos un comentario y si no os ha gustado pues haced lo mismo ;).



Índice:

Preparativos e información útil
Diario del viaje

No hay comentarios:

Publicar un comentario