domingo, 11 de febrero de 2018

Opinión del hotel Kelly Creek en Cahuita (Caribe de Costa Rica)

Habitación doble del hotel Kelly Creek en Cahuita

Costa Rica está llena de tesoros naturales y uno de ellos es el Parque Nacional Cahuita, en el Caribe costarricense. Este parque no es de los más famosos del país, pero sí una verdadera joya que combina a la perfección ecosistemas terrestres y marítimos. Además, la belleza de las playas de esta zona y el ambiente relajado que se respira, hacen que sea un imprescindible si visitas Costa Rica.

A la hora de elegir alojamiento en el Caribe costarricense seguimos las mismas premisas que para el resto del país. Alojamiento integrado en la naturaleza y que nos permitiese disfrutar de ella desde primera hora de la mañana. Pues bien, una vez más lo logramos. En la misma puerta de entrada al Parque Nacional Cahuita se encuentra el hotel Kelly Creek. Desde nuestro punto de vista, la mejor opción para visitar esta zona.

El hotel y su entorno

No es muy común poder alojarse a las puertas de un parque nacional, pero en Cahuita sí se puede. Desde el Hotel Kelly Creek y con la única separación de un pequeño riachuelo, solo tienes que cruzar un puente de apenas 10 metros y ya estás en el Parque Nacional Cahuita. Esto hace que ver perezosos, monos aulladores, monos cariblancas, pizotes, mapaches, garzas y una infinidad de animales más, sea de lo más común desde primera hora del día. Esto sí que es "Pura Vida" y lo demás son tonterías. También hay que tener en cuenta que de las dos entradas que hay al parque, el hotel se encuentra en la que pagas "la voluntad" y no un precio ya fijado de antemano.

Hotel Kelly Creek en Cahuita

El estar a la entrada del parque nacional no implica que estés apartado del mundo. De hecho, estás dentro un pequeño pueblo bastante tranquilo, Cahuita. Tienes todas las facilidades y servicios que puedas necesitar, como bares, restaurantes, tiendas, cajeros automáticos... Pero no solo esto, la playa está a las puertas del hotel. Dormir con el sonido de las olas es un verdadero privilegio.

Río cerca del hotel Kelly Creek en Cahuita Una de las terrazas del hotel Kelly Creek en Cahuita

Por otro lado, no muy lejos de allí hay bastantes lugares de interés como la localidad de Puerto Viejo de Talamanca (con mucho ambiente y bastante turística), The Ara Project (un proyecto de conservación de lapas verdes), Jaguar Rescue Center (centro de rescate de animales), el Refugio Nacional Gandoca-Manzanillo (otro espacio natural precioso) o incluso Bocas del Toro (un lugar paradisíaco en el país vecino, Panamá).

Habitación

Hay dos opciones de alojamiento, duplex o habitación doble. En nuestro caso nos alojamos en la habitación doble, aunque vimos el duplex y tenía una pinta espectacular. Las habitaciones dobles se encuentran en una cabaña de madera, si no me equivoco solo hay cuatro habitaciones, y el duplex se encuentra en otra cabaña distinta donde también vive la dueña. El duplex está justo al lado del río que delimita el Parque Nacional Cahuita.

Hamaca en el porche de la habitación

Antes de entrar a tu habitación tienes un pequeño porche con una hamaca colgada, por si quieres disfrutar aun más de la pura vida costarricense. Pero si el exterior pinta bien, el interior es brutal. El espacio de la habitación es enorme, pero no solo por la superficie. Al contar con techos altos, da muchísima mayor sensación de amplitud. Las paredes y techos son de madera, que junto con una decoración cuidada y sin excesos hacen que aquel lugar se tremendamente acogedor.

Detalle de la mesita de noche
Habitación doble del hotel Kelly Creek en Cahuita Vista general de la habitación del hotel Kelly Creek en Cahuita

En nuestro caso, nada más entrar te encontrabas con el armario y un mueble para poner las maletas. Justo al lado estaban las camas, dos camas de matrimonio enormes con su mesita de noche al lado. Nosotros solo usamos una, pero la habitación se puede usar para 3 o 4 personas; espacio hay. En el lado opuesto hay un rincón muy chulo para sentarse tranquilamente y leer algo o simplemente para charlar. Si se quiere se pueden pedir guías o revistas en los que se habla de esta zona del país a la dueña del hotel. Nosotros estuvimos ojeando una guía de animales súper chula.

Rincón para relajarse en el hotel Kelly Creek en Cahuita

El cuarto de baño sigue en la misma línea de decoración que el resto de la habitación. Es bonito, sencillo y cálido, y lo más importante, limpio como el resto de la estancia. No hay agua caliente, o al menos no como la puedas tener en tu casa, pero también es cierto que con las temperaturas caribeñas tampoco lo echas mucho en falta.

Cuarto de baño del hotel Kelly Creek en Cahuita Ducha del hotel Kelly Creek en Cahuita

El desayuno

El desayuno fue otra grata sorpresa. Productos naturales, locales y elaboraciones artesanas con un sabor delicioso. Tanto la mermelada, como el zumo natural o incluso el propio pan de las tostadas, lo hacia la dueña con productos locales. Ella se encargaba de comprar productos de calidad a personas del pueblo, como una miel que nos daba que estaba riquísima. El desayuno consistía en fruta fresca, tostadas con mermeladas caseras o miel, zumo de frutas natural, una tortilla y un buen café costarricense.

Desayuno en el hotel Kelly Creek en Cahuita Tortilla en el hotel Kelly Creek en Cahuita

El segundo día, no dijo que si queríamos desayunar en la parte de atrás, junto al río. Ahí sí que daba gusto estar. Comerte unas tostadas, dar sorbos a un rico café tico y todo eso mientras ves a unos monos dar saltos en un árbol cercano, o a una iguana tomando el sol, no tiene precio. Esos son los privilegios que se tienen cuando te alojas en un hotel que linda con el Parque Nacional Cahuita.

El personal

Erika, la dueña del hotel, nos sirvió el desayuno durante nuestra estancia allí. Así que aprovechamos estos momentos para hablar con ella, preguntarla sobre qué ver por la zona, las costumbres de la gente de allí, recomendaciones de sitios para comer, etc. En una de estas charlas nos habló de un lugar que desconocíamos, The Ara Project. Un lugar precioso en el que tratan de recuperar la población de guacamayos verdes (o lapas verdes), que actualmente se encuentra en peligro de extinción.

Tanto Erika, una trotamundos que ha recorrido medio mundo, como su ayudante (lo siento pero no recuerdo su nombre), son personas realmente majas. Siempre estaban atentas para ayudarnos en lo que podían o echarnos una mano con las reservas que teníamos que hacer para visitar ciertos lugares. Nos trataron genial.

Conclusión

El hotel Kelly Creek en Cahuita es 100% recomendable, tanto por precio, por comodidades o por la inmejorable ubicación. Además, para mi gusto es mucho mejor alojarse en Cahuita, una población tranquila y no tan masificada, que en otras poblaciones vecinas donde se han corrompido un poco ese ritmo caribeño relajado.

Lo bueno: la ubicación (pegado al mar y al parque nacional), el pueblo en el que se encuentra, el desayuno, la habitación, el poder dormir con el sonido de las olas, ver monos y perezosos en los propios árboles del hotel...

Lo malo: las mosquiteras de las ventanas de la habitación tenían algún agujero y no había agua caliente en el baño.

Datos prácticos

Nombre: Kelly Creek.

Dirección: entrada al Parque Nacional Cahuita. Cahuita, Limón, Costa Rica.

Si quieres ver el mapa en otra pestaña haz clic aquí.

Precio: 60 USD (unos 48,42 €) por habitación doble para dos personas, impuestos no incluidos. Para cuatro personas es de 70 USD (unos 57 €).

Wifi: Sí, gratuita.

Desayuno: 5 USD por persona.

Servicios: WiFi gratuita, desayuno, información turística, parking...

Reservas: se puede realizar la reserva a través de su web o escribiendo a su correo.

Todo lo que he comentado en este artículo es fruto de nuestra experiencia personal y no ha sido distorsionado en ningún momento por nadie ajeno al blog, ni por intereses de terceros. Si os ha gustado la entrada compartidla en las redes sociales y dejadnos un comentario y si no os ha gustado pues haced lo mismo ;).



Índice:

Preparativos e información útil
Diario del viaje
Alojamiento

No hay comentarios:

Publicar un comentario