miércoles, 3 de octubre de 2018

Opinión del Umlilo Lodge, alojamiento en Santa Lucía

Habitación del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

La pequeña localidad de St. Lucia es conocida por los tours en barco que se hacen en el estuario de St. Lucia para ver hipopótamos y cocodrilos. Pero esta localidad tiene mucho más que ofrecer. Se encuentra rodeada por el Parque del Humedal de iSimangaliso, declarado Patrimonio de la Humanidad de la Unesco en 1999. Es un área lleno de vida y biodeversidad. Pese a su relativo pequeño tamaño cuenta en su interior con 147 especies de vertebrados amenazados. Pero no solo eso, es una zona llena de encantos como las playas de Cape Vidal o Mission Rocks, el lago de St. Lucia, su estuario...

Antes de continuar nuestra ruta por Swazilandia y el parque Kruger, teníamos claro que queríamos pasar al menos una noche en este lugar. Nuestras prioridades eran que el alojamiento estuviese dentro de la isla y que contase con parking propio. También nos gustaba la idea de que tuviese un estilo algo rústico o integrado con la naturaleza. A partir de este punto era cuando íbamos a empezar a hacer los primeros safaris y a tener un contacto más directo con la fauna sudafricana; así que nos apetecía que nuestro alojamiento estuviese en consonancia con ello. ¿Puede que fuese una tontería? Sí, pero nos apetecía que fuese así.

St. Lucia es una localidad muy turística, con una gran oferta de alojamientos para todo tipo de presupuestos, pero no siempre todo es tan bueno como lo pintan. Antes del viaje leímos críticas sobre varios alojamientos que pintaban muy bien en las fotos, pero que al llegar allí no era lo que prometían. Después de bastante buscar y comparar, nos decantamos por el Umlilo Lodge. Cumplía nuestras condiciones y además, tenía una integración increíble con la naturaleza. Tras nuestra experiencia allí podemos decir que fue todo un acierto.

El hotel y las instalaciones

Una de las cosas que más destaca del Umlilo Lodge es la distribución de las habitaciones y cómo está integrado en la vegetación. La práctica totalidad de los caminos del interior del alojamiento discurren por caminos, escaleras o puentes de madera que cruzan pequeños riachuelos y sortean el entramado de ramas de los árboles del interior. Todo está rodeado de una vegetación exuberante cuidada al detalle. La verdad es que este entorno fue una de las razones por la que nos decantamos por este lugar y también fue una de las cosas que más nos gustó cuando estuvimos allí.

Exterior de las habitaciones del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica
Vegetación del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica Pasarelas del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

Es un lugar muy tranquilo; no solo por la paz que transmite el entorno, sino que el hecho de que cuente con tan solo 13 habitaciones también ayuda. El alojamiento cuenta con ciertos espacios comunes que los huéspedes pueden utilizar como la piscina, un salón con televisión que también cuenta con una barra de bar para tomarse algo y el restaurante donde sirven desayunos y cenas. En nuestro caso solo desayunamos, pero la cena a base de platos tradicionales sudafricanos tenía bastante buena pinta.

Piscina del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

La decoración de todos los espacios comunes es rústica, en madera y con motivos y detalles africanos que le dan muchísimo encanto. También cuenta con una Boma, a la que no entramos, que es un espacio típico sudafricano donde se hacen fogatas, se cena y se comparte una velada con más gente.

Salón bar del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

La habitación

La habitación en la que nos alojamos, una doble estándar, es de gran tamaño. No es algo a lo que le demos importancia, pero siempre es preferible poder moverte por la habitación si tropezarte con las maletas o los muebles. En cuanto a la decoración, es simple y con un cierto carácter rústico que le dan ciertos detalles como el techo, las mosquiteras y los muebles de madera. No hay ningún elemento destacable, pero en conjunto es una habitación bonita y decorada con buen gusto.

Habitación doble del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

Si hay algo que nos importa en un alojamiento es su cama y en este caso era bien grande y cómoda. Eso es para nosotros lo más importante de una habitación, poder descansar bien. La cama contaba con un par de mosquiteras, que en nuestro caso no usamos, ya que durante los días que fuimos no había casi mosquitos. Aparte de la cama, la habitación cuenta con un banco enorme para dejar las maletas; por fin podemos dejar las dos maletas ha cierta altura sin tener que hacer malabarismos. El resto del mobiliario está compuesto por un escritorio, un par de mesitas de noche, un armario, un rincón de lectura compuesto por un sillón y una mesa, un frigorífico y calentador de agua para hacer un café o té. Una de las cosas que nos llamó la atención es que el espacio donde se guardaban los sobrecitos de café, té y azúcar tenía un pequeño candado. Esto era para evitar que, si entraba algún mono (algo que pasa en zonas así, si te dejas la ventana abierta), te la monte en la habitación. Les debe volver locos el azúcar. También se dispone de aire acondicionado, aunque en nuestro caso no fue necesario usarlo.

Habitación del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

Justo a la entrada de la habitación hay una terracita con un par de sillas para charlar, tomarte algo o simplemente descansar. Resumiendo la habitación está genial y en cuanto a la limpieza nada que objetar, todo estaba impoluto.

El baño

Nuestra habitación contaba con un baño adaptado para minusválidos (estábamos en la planta baja) y eso hace que la amplitud fuese una de sus características. La decoración es simple y con ese toque rústico que tiene el resto de la estancia. El baño cuenta con una gran ducha adaptada para minusválidos, una bañera, el lavabo y el inodoro. Todo estaba en buen estado y limpio. El único pero se lo pondríamos a la ducha, que no tenía tanta iluminación con el resto del baño. Por lo demás, todo bien.

Baño de la habitación doble del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica Ducha adaptada de la habitación doble del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

El personal

Nos sentimos muy a gusto con el personal del Umlilo Lodge. El dueño, que vive allí mismo, nos recibió el primer día y nos explicó todo lo que necesitábamos saber sobre el hotel. Tanto él como el resto del personal eran muy amables y serviciales. En nuestra conversación con el dueño nos dio ciertos consejos que nos vinieron muy bien sobre qué visitar en la zona, aparte de gestionar la reserva del tour en barco por el estuario de St. Lucia. En referencia a esto último, decir que el barco en el que nosotros fuimos era el mejor que vimos por la zona, con poca gente, buenas explicaciones y gran actitud por parte del guía. Todo eso hizo que nuestra experiencia en St. Lucía con los hipopótamos fuese inolvidable.

El desayuno

El desayuno está incluido en el precio de la habitación y son de tipo buffet, aunque también te preparan unos huevos o una tortilla al gusto en sus cocinas. La verdad es que es bastante completito, puesto que dispones tanto de platos fríos como calientes. Carnes y embutidos, quesos, vegetales, algunos platos preparados, pan, zumos, mermeladas, cereales, muesli, café... Vamos que hay opciones para todos los gustos. Un desayuno rico, variado y abundante.

Sala de desayuno del Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica Lena desayunando en el Umlilo Lodge, St. Lucía, Sudáfrica

Conclusión

St. Lucia es el lugar perfecto para alojarse la primera noche en una ruta por el este de Sudáfrica si, como nosotros, volaste desde Ciudad del Cabo, al oeste del país. El Umlilo Lodge es un gran opción por su ubicación, su entorno, el trato, el desayuno y la comodidad de sus habitaciones. Nosotros repetiríamos allí sin lugar a dudas, es un alojamiento que recomendamos completamente.

Lo bueno: la integración con el entorno, todas esas pasarelas de madera rodeadas de vegetación, la ubicación, el desayuno, la comodísima cama, la tranquilidad...

Lo malo: por poner un par de peros, nos hubiese gustado algo más de luz en la zona de la ducha (hemos visto que otras habitaciones están mejor que la que nos tocó). El otro pero sería el precio, fue algo más caro que el resto de alojamientos del viaje. Aun así, la calidad del servicio, la habitación, el entorno, la comida y el trato, hacen que merezca la pena.

Datos prácticos

Nombre: Umlilo Lodge.

Dirección: 09 Dolfyn Avenue, 3936 St Lucia, Sudáfrica.

Si quieres ver el mapa en otra pestaña haz clic aquí.

Precio: 106 € por habitación doble estándar con desayuno incluido.

Wifi: Sí, gratuita.

Desayuno: desayuno gratuito tipo buffet.

Servicios: Internet gratuito, parking gratuito exterior, restaurante, bar, lavandería, reservas de tours desde el propio alojamiento...

Reservas: se puede realizar la reserva en portales conocidos como Booking o en la propia página web del alojamiento.

Todo lo que he comentado en este artículo es fruto de nuestra experiencia personal y no ha sido distorsionado en ningún momento por nadie ajeno al blog, ni por intereses de terceros. Si os ha gustado la entrada compartidla en las redes sociales y dejadnos un comentario y si no os ha gustado pues haced lo mismo ;).



Índice:

Preparativos e información útil
Diario del viaje
Alojamiento

No hay comentarios:

Publicar un comentario